www.difusion.com.es
Dificultades y ventajas derivadas de la ‘Economía 2.0’

Dificultades y ventajas derivadas de la ‘Economía 2.0’

Parece que los grandes economistas a nivel mundial ya aceptan que la ‘Economía 2.0’ o, lo que es lo mismo, la ‘Economía digital’, es ya una realidad. Y es que “Internet está cambiando nuestras mentes”, tal y como dictaba Nicholas Carr, sin embargo, las empresas aún no aciertan en cuanto a su migración digital se refiere.

Es bien sabido por todos que una pyme, para mantenerse en el mercado, tiene que satisfacer las necesidades y los deseos del consumidor. Es algo imprescindible y, el marketing, se ha convertido en la forma en la que se realiza este intercambio de intereses, algo que junto a Internet ha terminado por romper los esquemas tradicionales.

No sólo hablamos de tecnología, sino de los cambios en la actitud de los propios usuarios y, por ente, de los potenciales consumidores. Este mantra digital ha llegado a generar nuevos estilos de vida, así como hábitos de consumo que antes no existían. Estamos ante un nuevo paradigma, una nueva economía que surge de algo que hace apenas 20 años no existía.

El hecho de poder conectarnos en todo momento, y desde cualquier lugar, nos ha introducido en un mundo en el que se habla de términos tan nuevos como engagement marketing, advertainment, blogvertisingo SEM. Ante esto, han surgido también numerosas oportunidades, como esta herramienta para fidelizar clientes, o nuevos ecosistemas que ya se van haciendo viejos aliados como lo son las redes sociales.

La tercera parte de la población se conecta a la Red, es decir, cada día más de 2.000 millones de personas caen en las redes de Internet, ya sea a través de su móvil, su ordenador o, incluso, desde su propia televisión. Sin hablar ya de la amalgama de pseudo-dispositivos conectados como los smartwaches, electrodomésticos domotizados o la propia ropa con luces led, que se encienden a través de una aplicación.

Sólo en España se conectan alrededor de 27 millones de personas, algo que genera enormes oportunidades a las empresas, aunque tiene su contrapunto, ya que la oferta se multiplica y, si no se saben utilizar bien los canales, el negocio puede pasar desapercibido. Mientras que la conectividad crece, la red se va integrando cada vez más en el comportamiento de compra, por ello debemos equiparar el marketing que nos ofrece esta era digital con las ventas tradicionales, es decir, intentar captar clientes a través de estos nuevos canales y no olvidarnos de fidelizar a los que ya tenemos; utilizar esas herramientas que nos ofrece el llamado “marketing mix” (producto, precio, distribución y comunicación) de forma individual y no conjunta, ya que, con esto, cada transacción equivaldrá a un valor a largo plazo para el cliente.

Por último, debemos de tener claras estas ideas para que esta economía de bien público, a la que hemos denominado “2.0”, no nos sobrepase como si fuese un tren al que vemos pasar: es importante ofrecer constantes innovaciones en cuanto al producto y servicio, adaptando los bienes a lo que el mercado demanda; las relaciones con los clientes deben ser positivas, aunque mutuamente beneficiosas; no basta con obtener la fidelidad inmediata ya que, en la era digital, ésta es fugaz, por lo que debemos crear valor gracias a la participación del cliente sobre lo que va a comprar.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.